viernes, 20 de mayo de 2016

Ser padres hoy

Las circunstancias se han dado para que me ponga a estudiar traductorado.  Concretamente español – inglés, un diploma de posgrado de un año de duración.


Algunas de las materias de este curso son: Traducción Literaria, Traducción Asistida, Traducción Técnica, Traducción Comercial, Teorías y Estrategias, Español.  

Lo primero que pude aprender, que si bien es obvio no lo tenía presente, es que cuando uno estudia traductorado uno no necesariamente estudia idiomas, estudia traducción.  En este curso en particular, de inglés no se estudia nada y si se estudia un poco de español, en otros más extensos se estudian más ambas lenguas.

Otra cosa que aprendí es la diferencia entre la traducción y la interpretación.  ¿Alguien la sabe?
C: A ver tu, el que está en el fondo, el demente de lentes, ¿tu sabes?
DDL: Si, HASTA YO lo sé.  La traducción es reescribir un texto escrito en un idioma A en un idioma B, mientras que la interpretación es lo propio pero oralmente.  En el primer caso se hace un estudio mucho más profundo dado que contamos con mucho más tiempo que en el segundo en el cual todo es más inmediato (aunque no siempre es tan inmediato porque en algunos casos de interpretaciones uno cuenta con guiones).
C: Muy bien querido

Finalmente algún apunte respecto a la traducción en la industria audiovisual. 
-A veces los subtítulos o los doblajes nos suenan extremadamente paloma con términos como rayos, diablos, etc.  Hay un tema a tener en cuenta y es que la gran mayoría de las películas no tienen presupuesto como para hacer una versión de doblaje o subtitulado apta para todo público y otra más realista entonces se hace solamente la apta para todo público. 
-Suele suceder que cuando vemos algo subtitulado notamos que los subtítulos no están muy atados a lo que se dice en el idioma original, o incluso a lo que se dice en el doblaje (en el caso de que tengamos ambas opciones disponibles).  Una posible explicación es que los subtítulos nos tienen que permitir ver la imagen y no pueden durar mucho más que lo que dura el personaje diciendo esas líneas, entonces a veces hay que sintetizar para no quedarse desfasado ni invadir todo el cuadro de letritas.
-Los títulos, la vedette de las puteadas.  Tengamos presente que la traducción lineal no es siempre necesariamente la opción más deseable.  Por ejemplo si una película vietnamita tiene un título que refiere a un cuento infantil tradicional vietnamita quizás al traducirlo literalmente al español ese título pierda sentido y sea mejor poner otra cosa.  Quizás, es opinable.
¿A qué voy con todo este apartado audiovisual?, a que si bien está lleno de traductores mal formados o que simplemente se equivocan, a veces algo que nos parece un error grosero por no ser una traducción literal es una decisión más o menos feliz pero consciente.  

El lector más perspicaz se preguntará, ¿pero que tiene que ver toda esta perorata sin sentido con “Ser padres hoy”?  Adivine y gánese la admiración de las luminarias de este blog, por ejemplo de esta luminaria led que está que no puede más de la intriga.

A continuación la respuesta


La respuesta a todos sus problemas y un gran ejemplo de traducción musical.

15 comentarios:

Alvaro Fagalde dijo...

Mucho mejor que el original, sin duda.

Ce dijo...

Para, para... le acabó adentro a la fantasma?

Dobleveo dijo...

quien no se pajeó pensando en Casper?

Ce dijo...

Los que somos padres y tenemos hijos enfrentamos una cuestión de que la botijada mira productos que vienen con traducciones/interpretaciones de otros mercados, entonces tenemos que explicar que "pastel" es "torta", que "carro" es "auto", y que "coger" es "ponerla".

Creo que por ahí puede venir el vínculo entre el título y la columna.

Ce dijo...

Eso, y que ahora tenés que estudiar con una botija en brazos.

Ce dijo...

Al menos la fantasma le devolvió la corbata. Bien Bonomi.

Alvaro Fagalde dijo...

Se calcula que en los subtitulos se pone el 80% de lo que se habla. Se cree que no podríamos leer el 100%.

Alvaro Fagalde dijo...

Yo me asuste un poquito.

Alvaro Fagalde dijo...

El guitarrista invitado es Clapton?

Alvaro Fagalde dijo...

Si preñas a una fantasma, que nace de ahi? Una sábana de dos plazas?

Carles dijo...

"Dora the explorer" suena mucho mejor en español ("Dora la exploradora") a pesar de haber sido pensado para el inglés. Incluso en la canción en inglés dice "Dora the li'l explorer" para encajar en la métrica y "Dora la exploradora" no precisa ningún agregado para encajar. Lo cual nos hace pensar que fue pensado para español, pero la verdad es que no lo sabemos.

ilich nin dijo...

quedé con la piel de gallina

el otro día una compañera de laburo me comentaba que vio un material que en algunos lugares de yanquilandia implementaron la enseñanza de lenguaje de señas a bebes, lo cual le quitaba mucho stress a los chiquitos que lograban hacerse entender a través de señales hasta que su desarrollo les permitiera verbalizar sus deseos, evitando horas de llanto para pedir cualquier boludez que el pajero del padre era incapaz de interpretar. Me vinieron muchas dudas ante tal exposición, para mi que es por este asunto el enganche de titulo y columna Carlesiana.

Facundo dijo...

La parte que dice "había miles de gentes" es una genialidad

zorro d colonia dijo...

Qué columna pija.




Y si, es carles yojanson

Lanchita Bissio dijo...

La relación es que el Carles busca cualquier excusa para zafar, aunque sea mentalmente, del enorme placer de ser padre. O sea, una relación no lineal...