miércoles, 23 de abril de 2014

Salada la canchita: ¿Vamos a ver una de Darín?

Ricardo Darín es de esos actores que, como bobeando, se han convertido en un género cinematográfico particular. Una película "de Darín" es lo que es y hay bastante gente dispuesto a verla. No muchos consiguen eso, y menos en este continente. 

Nacido en 1957, promocionado como galán joven -participó como tal en varias películas de los 70, que incluyen "La discoteca del amor" y "La playa del amor", dirigidas por un Aristarain que no pasaba por el mejor momento económico- y varias choteces en televisión. Pero también un ciclo adulto y bastante bien realizado -más teniendo en cuenta la situación política y cultural argentina en 1982- llamado "Nosotros y los miedos".

El tipo siguió llevándola como podía y volvió a la fama -años después de cepillarse a Susana Giménez, pero que levante la mano el que no tenga un muerto en el ropero- con una serie en televisión del género "para toda la familia" llamada "Mi cuñado" junto al radicheta Luis Brandoni -aparentemente más afectado de lo aconsejable, digo, porque es una de las tantas cosas de los 80 y los 90 que todos vieron pero yo no, y estoy muy orgulloso de ello- pero pareció estar destinado a quedar sepultado en la mediocridad diaria.

El salto a lo que es hoy comenzó allá como por 1998 con "El faro" y se consolidó con "Nueve reinas", películas comerciales, sí, pero bien hechas en donde marca presencia con eso que tiene y que no se consigue en el hipermercado llamado "carisma", con personajes conflictuados, serios, a veces no demasiado simpáticos aunque el guacho los haga hacer queribles, al fin y al cabo.

No formó parte, por cierto, de eso que probablemente sea un movimiento llamado más o menos "Nuevo cine argentino" que a partir de este nuevo siglo renovó el acartonamiento y envejecimiento de lo que se hacía del otro lado del Plata. Pero encontró su lugar en un cine más inteligente, más maduro, más exigente con el espectador, sin necesidad de dejar de ser comercial. No ha intervenido en películas experimentales, pero no lo necesita.

Igual apoyó unos cuantos proyectos interesantes -y la mayoría exitosos- ya convertido en un género aparte. La lista incluye "Kamchatka"; la polémica "XXY"; "La señal"; la oscarizada "El secreto de tus ojos"; "Carancho"; "Un cuento chino"; "Elefante blanco"; "Tesis sobre un homicidio" y "Séptimo".

Salada la canchita presenta una de las mejores películas del género Darín. El aura (2006) fue dirigida por Fabián Bielinski, quien le había dado su primer gran éxito con la inteligente "Nueve reinas", una especie de comedia de estafadores. Con ésta, redobló la apuesta -al igual que Ricardito- con una propuesta más ambiciosa y un personaje más complejo. Muchos ya la habrán visto pero para otros puede ser todo un descubrimiento. Lamentablemente, el director moriría poco después de terminarla.



30 comentarios:

Carles dijo...

A mi me divertía "Mi culeado" quizás porque era un niño, o porque soy estúpido. Siete Reinas no la tengo, pero debe ser una imitación bastante berreta de Nueve Reinas. Preciosa la columna, a Darín no me lo fumaba mucho, pero poco a poco se fue ganando mi respeto, para su tranquilidad espiritual.

eleBennet dijo...

Es crá pero tampoco la pavada

Alvaro Fagalde dijo...

Había puesto la cantidad normal de reinas, pero algo se perdió en el camino.

Bonomi, estás al oleo...

eleBennet dijo...

Arreglamos en 8

Alvaro Fagalde dijo...

Como estuvo ese jogging, Elita?

eleBennet dijo...

Salado, pero salado bien

Sebastián dijo...

A mí me gustan las películas de Darín, ¿y qué?! No ví El Aura, gracias por postearla. Me voy a mirarla porque San Lorenzo - Gremio está medio aburrido, y los hijos de puta del cable de Pando no te pasan un partido de la ENBIEI ni a pedradas...eso sí, beisbol todos los días, 'cha su madre!

nanodelchuy dijo...

El Aura es un peliculòn!
De las mejores de Darìn
Acà trabaja (y muy bien) el uruguayo Walter Reyno.
Y Dolores Fonzi, claro.

Christián dijo...

Creo que vi casi todas las de la lista de los 90 hacia acá. Confieso que salvo Nueve Reinas y el Aura, a las otras no les encontré mucha cosa interesante. Por ejemplo, hace días vi Séptimo. Esta bien hecha. Tiene un guión inteligente y esta bien actuada. Pero no te parte la cabeza. Un Cuento Chino directamente no me gustó.

Christián dijo...

Una vez viajé de Madrid a Lóndres sentado al lado de Inés Efron (la Hermafrodita de XXY). Re crack la mina. Hasta nos tomamos un café mientras esperabamos conexiones. Luego no la vi más, ni siquiera en películas.

nanodelchuy dijo...

A mì me encantaron Kamtchatkca, Un cuento chino y El Secreto, obvio.
Y hay dos que no nombraste, Faga, que me parecen formidables: El Hijo de la Novia y Luna de Avellaneda. En esta me sentì un poco identificado, en esa època yo vivia a una cuadra de la UA, trabajaba para el club, y me pasaba ahì adentro, viendo lo difìcil que era mantenerlo en pie y tratando, con otros, de sacarlo adelante.
lindìsima pelìcula

Vesubio dijo...

Luna de Avellaneda la vi en la linterna mágica de Cinemateca cuando Cinemateca era Cinemateca.

nanodelchuy dijo...

Y te gustò, Vesu?

Laura Prieto dijo...

mmmmm Darín me pone.....

Vesubio dijo...

me gustó si. es medio trillado el argumento pero estaba contado de forma muy linda.

lotegui dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
pichirlos mirlos dijo...

Darín está de moda se ve...


...Igual tiene lindos ojos, yo qye sé... se le dá

Max dijo...

Una anecdota de Luna de Avellaneda. En un momemto muestran la fachada del club y es la del complejo deportivo de Argentinos Juniors. Pintada de Azul y Blanco. Recuerdo que en esa epoca estabamos en el Nacional B y jugabamos contra Huracan. Fuimos al club a tomar los micros que nos llevaban a Parque Patricios y vimos el club lintado con otro color. Donde decia el nombre del club estaba tapado y se llegaba a leer "Avellaneda" Pensamos que el hijo de puta del presidente habia vendido el club sin decir nada. A la semana volvio a estar rojo y blanco.

Max dijo...

Habando de Darin es como que siempre hace de Darin. Da lo mismo que haga de Ferretero, de Abogado, de hijo de Novia o Presidente de club. Por lo menos asi lo veo yo.

Am I Evil? dijo...

Eso es verdad Max, pero es como Al Pacino que hace de Al Pacino y De Niro que hace de De Niro y así tantos otros.

Creo que eso tiene más que ver con el perfil que el director busca en el actor que va a interpretar ese personaje. El actor por más bueno que sea luego de un tiempo se ve cargado de una serie de piques y cliches propios que a no ser que rompa totalmente con lo que venía haciendo anteriormente, los va a mantener.

Los casos más claros que se me vienen a la mente son los de los actores dedicados o identificados con la comedia que pasan a interpretar papeles dramáticos y rompen con su propio molde.

Am I Evil? dijo...

Me cae bien Darín. Eso de que no actuaría en Hollywood porque no le genera nada está bueno, capaz que se hace medio el coso, pero está bueno lo que dijo.

Andryi Dovnlov dijo...

Ya lo había dicho antes pero me gusta reafirmar mis convicciones: el cine argentino apesta.

Mauro M. dijo...

Lo banco a Ricardito, me gustaron algunas de sus películas.

Y también suscribo en que me cae bastante bien.

Andryi: no se puede generalizar de manera tan grosera muchacho!

Dentro de eso que vos llamás "cine argentino" tenes la de Francella y Oreiro, una de Porcel y Olmedo y por ejemplo esta que posteó Fagalde, así como muchas producciones independientes.

Ergo, meter todo eso en la misma bolsa no es sensato.

Alvaro Fagalde dijo...

Esa idea de que TODO el cine de un país es esto o lo otro, no se puede sostener seriamente.

Si bien hay aspectos culturales e industriales que inciden y determinan ciertas caracteristicas nacionales, es imposible que el 100 de las películas de un país sean buenas, malas, aburridas o notables.

Andryi Dovnlov dijo...

Mauro, ahora yo te digo a vos: no te tomes todo tan a pecho.
Y te doy la misma respuesta que le di a Evil cuando se quejó de las generalizaciones: si a vos te preguntan qué pensás de los nazis vas a decir "son una mierda", y no estás generalizando? Hay de todo en cualquier ámbito de la vida, en cine, en política, en fútbol, donde sea. Generalizar es la forma más rápida y cómoda de expresar una opinión, siempre y cuando se compartan ciertos códigos de comunicación y se entienda que cuando uno dice "esto es una cagada" está queriendo decir que la mayoría de esas cosas son una cagada y reconoce así la existencia de las excepciones. Me explico?

Andryi Dovnlov dijo...

Habiendo dicho esto: en Argentina no hay excepciones, todo su cine es una cagada sentimentaloide, una gran novela para viejas. Y el nuestro pega en el palo.

Andryi Dovnlov dijo...

Y si me preguntan qué cine me gusta?
El joven Törless por ejemplo, que lleva un tiempo en mi top ten.

Mauro M. dijo...

Entiendo Andryi, pero no hay necesidad de generalizar cuando tampoco es que uno demore tanto en explicarse y caer en la fácil del "todo x es una mierda".

Queres resumir?

Metele un "casi" y no te van a culpar de generalizar...

Diego Floyd dijo...

En "Mi cuñado" había alguién más aparte de Cecilia Dopazo? Ah mirá...

nanodelchuy dijo...

Estaba Patricia Viggiano Floyd.
Pero capaz que no te sirve

http://www.minutouno.com/notas/154709-viggianoadmite-queusa-botox